Artículo 358 (Bis) del Código Penal, Título XVII: De los delitos contra la seguridad colectiva. Capítulo II: De los incendios, Sección V: Disposiciones comunes

El Artículo 358 (Bis) del Código Penal, Título XVII: De los delitos contra la seguridad colectiva. Capítulo II: De los incendios, Sección V: Disposiciones comunes, es uno de los artículos más importantes del Código Penal Español en España. Este artículo establece las sanciones y penas que se aplicarán a aquellas personas que causen un incendio de manera intencionada o por imprudencia grave. Además, también se especifican las condiciones en las que se considera que se ha cometido un delito de incendio y se establecen las medidas de seguridad que deberán tomarse en caso de un incendio. En este artículo, exploraremos con mayor detalle las implicaciones y consecuencias del Artículo 358 (Bis) del Código Penal Español en España.

¿Qué significa delito contra la seguridad colectiva?

¿Qué es un delito contra la seguridad colectiva?

Te puede interesar también:Artículo 138 del Código Penal, Título I: Del homicidio y sus formasArtículo 138 del Código Penal, Título I: Del homicidio y sus formas

En el Código Penal Español el título XVII se refiere a los delitos contra la seguridad colectiva, los cuales se clasifican en diferentes capítulos. Uno de estos capítulos es el capítulo II, que se refiere a los delitos de incendio.

El artículo 358 (Bis) del Código Penal se encarga de regular los delitos de incendio, que consisten en provocar un fuego con la intención de poner en peligro la integridad física de las personas, de causar daños a bienes ajenos o de perturbar gravemente la paz pública.

Este tipo de delitos contra la seguridad colectiva son muy graves, ya que pueden provocar situaciones de peligro para la salud y la vida de las personas, así como grandes pérdidas económicas para las empresas y particulares afectados.

Te puede interesar también:Artículo 139 del Código Penal, Título I: Del homicidio y sus formasArtículo 139 del Código Penal, Título I: Del homicidio y sus formas

Disposiciones comunes

Además del artículo 358 (Bis), el capítulo II del título XVII del Código Penal también contempla otras disposiciones comunes a los delitos de incendio. Estas disposiciones establecen que, en caso de que se provoque un incendio de manera imprudente, se aplicarán las mismas penas que para los delitos intencionados.

También se establece que, en caso de que el incendio afecte a bienes de interés cultural, se aplicará una pena mayor que en el caso de bienes de carácter común. Asimismo, se establece la obligación de indemnizar a las personas afectadas por el incendio.

Te puede interesar también:Artículo 140 del Código Penal, Título I: Del homicidio y sus formasArtículo 140 del Código Penal, Título I: Del homicidio y sus formas

En definitiva, los delitos contra la seguridad colectiva son delitos muy graves que ponen en peligro la integridad física de las personas y la estabilidad social y económica de la sociedad. Por ello, es importante que sean perseguidos y castigados adecuadamente para garantizar la seguridad y el bienestar de todos los ciudadanos.

¿Cuántos años tienen que pasar para que prescriba un delito?

¿Cuántos años tienen que pasar para que prescriba un delito?

Uno de los aspectos más importantes en el ámbito legal es la prescripción de los delitos. La prescripción es el término que se utiliza para referirse al tiempo que debe pasar para que un delito no pueda ser perseguido penalmente. En España, la prescripción de los delitos está regulada por el Código Penal y en este artículo nos centraremos en el Artículo 358 (Bis) del Código Penal, Título XVII: De los delitos contra la seguridad colectiva. Capítulo II: De los incendios, Sección V: Disposiciones comunes.

Te puede interesar también:Artículo 140 (Bis) del Código Penal, Título I: Del homicidio y sus formasArtículo 140 (Bis) del Código Penal, Título I: Del homicidio y sus formas

¿Qué establece el Artículo 358 (Bis) del Código Penal?

El Artículo 358 (Bis) del Código Penal establece que el delito de incendio prescribirá a los quince años. Es decir, una vez transcurrido este periodo de tiempo desde la comisión del delito, la acción penal quedará extinguida y no se podrá exigir responsabilidad penal al autor del delito.

Es importante tener en cuenta que la prescripción no se aplica a todos los delitos de la misma manera, ya que depende de la gravedad del delito y de las circunstancias en las que se haya cometido. Por ello, es fundamental contar con asesoramiento legal especializado para conocer los plazos de prescripción de un delito en concreto.

Te puede interesar también:Artículo 141 del Código Penal, Título I: Del homicidio y sus formasArtículo 141 del Código Penal, Título I: Del homicidio y sus formas

¿Qué consecuencias tiene la prescripción de un delito?

La prescripción de un delito implica que el autor del mismo no podrá ser condenado ni sancionado penalmente. Además, la prescripción también implica la extinción de la responsabilidad civil derivada del delito, es decir, que no se podrá reclamar una indemnización por los daños y perjuicios causados.

En conclusión, el Artículo 358 (Bis) del Código Penal establece que el delito de incendio prescribirá a los quince años en España. No obstante, es importante tener en cuenta que la prescripción de un delito puede variar en función de la gravedad del mismo y de las circunstancias en las que se haya cometido. Por ello, es fundamental contar con asesoramiento legal especializado para conocer los plazos de prescripción de un delito en concreto.

¿Cuántos años de cárcel por quemar una casa?

¿Cuántos años de cárcel por quemar una casa? El Código Penal Español lo establece en el Artículo 358 (Bis)

El delito de incendio es uno de los más graves que se pueden cometer, ya que puede poner en peligro la vida y la integridad física de las personas, así como causar daños materiales importantes. Por este motivo, el Código Penal Español contempla penas muy duras para quienes cometan este delito.

El Artículo 358 (Bis) del Código Penal Español establece que «el que causare un incendio en un edificio, vivienda, establecimiento público, medio de transporte o cualquier otro bien mueble o inmueble de similares características, será castigado con la pena de prisión de tres a seis años».

Artículo 358 (Bis) del Código Penal, Título XVII: De los delitos contra la seguridad colectiva. Capítulo II: De los incendios, Sección V: Disposiciones comunes

Esta pena se puede incrementar en caso de que se ponga en peligro la vida o la integridad física de las personas, o si se causan daños materiales de especial gravedad. En estos casos, la pena puede ser de hasta 20 años de prisión.

Además, el Código Penal Español contempla la posibilidad de que se apliquen agravantes, como el caso de que el incendio se produzca con medios explosivos o inflamables, o si se comete con la intención de causar daño a terceros.

En definitiva, quemar una casa o cualquier otro bien mueble o inmueble puede tener consecuencias muy graves. Por este motivo, es importante tomar conciencia de la gravedad de este delito y evitar cualquier conducta que pueda poner en peligro la vida y la integridad física de las personas.

¿Cuál es la pena por incendio?

¿Cuál es la pena por incendio según el Código Penal Español?

El Código Penal Español establece en su Artículo 358 (Bis) las penas correspondientes para los delitos de incendio, los cuales son considerados como delitos contra la seguridad colectiva. Este artículo se encuentra dentro del Título XVII del Código Penal, que trata sobre los delitos contra la seguridad colectiva, específicamente en el Capítulo II, que se enfoca en los incendios, y en la Sección V, que establece las disposiciones comunes.

Las penas por incendio varían dependiendo de la gravedad del delito, es decir, si se trata de un incendio con resultado de muerte o lesiones graves, o si el delito ha sido cometido de forma imprudente o intencionada. En cualquier caso, el incendio es un delito grave que puede tener consecuencias fatales para las personas y el medio ambiente.

En el caso de un incendio con resultado de muerte o lesiones graves, el delito es considerado como homicidio o lesiones graves en función del resultado, y se castiga con penas de prisión de entre 15 y 20 años para el homicidio, y de entre 10 y 15 años para las lesiones graves.

Si el delito ha sido cometido de forma imprudente, es decir, si el incendio ha sido causado por negligencia o falta de precaución, la pena puede ser de prisión de uno a cinco años. Si el delito ha sido cometido de forma intencionada, la pena puede ser de prisión de entre 10 y 15 años.

En cualquier caso, además de la pena de prisión, el delito de incendio puede conllevar otras consecuencias, como multas económicas, indemnizaciones y responsabilidades civiles y penales adicionales.

En resumen, el delito de incendio es considerado como un delito grave en el Código Penal Español, con penas que varían en función de la gravedad del delito y las circunstancias en las que se ha cometido. Es importante tener en cuenta que cualquier acto de negligencia o falta de precaución puede tener consecuencias graves para las personas y el medio ambiente, y ser sancionado de forma contundente por la ley.

Código penal

El Código Penal Español y el artículo 358 (Bis)

El Código Penal es una ley fundamental en España que establece las normas y sanciones para los delitos cometidos en el país. Dentro de él, se encuentra el Título XVII, que trata sobre los delitos contra la seguridad colectiva. En el Capítulo II de este título, se aborda específicamente el tema de los incendios y en la Sección V se establecen las disposiciones comunes.

El artículo 358 (Bis) del Código Penal es una de las disposiciones que se incluyen en esta sección. Este artículo establece que cualquier persona que provoque un incendio, ya sea de manera intencionada o imprudente, y ponga en peligro la vida, integridad física o patrimonio de terceros, será sancionada con penas que pueden oscilar entre los 10 y los 20 años de prisión.

Además, se establecen sanciones específicas para los casos en los que el incendio se haya producido en un lugar habitado o en un edificio público, como una escuela o un hospital. En estos casos, las penas pueden aumentar hasta los 25 años de prisión.

Es importante destacar que la gravedad de la sanción dependerá de la intencionalidad del sujeto y de la gravedad de las consecuencias del incendio. Si el incendio se produce de manera imprudente y no hay daños graves, la pena puede ser menor.

En definitiva, el artículo 358 (Bis) del Código Penal es una disposición importante para garantizar la seguridad colectiva en España y prevenir los incendios provocados de manera intencionada o imprudente.

En conclusión, el artículo 358 (Bis) del Código Penal español es un importante recurso legal para proteger la seguridad colectiva y prevenir incendios. Esta disposición establece una serie de sanciones para aquellos que pongan en peligro la vida, la salud o la integridad física de las personas, así como para aquellos que causen daños materiales importantes. Un ejemplo reciente de la aplicación de este artículo es el caso del incendio en el edificio de la calle Toledo en Madrid, donde se han abierto investigaciones para determinar las causas del siniestro y perseguir a los responsables. En definitiva, el artículo 358 (Bis) es una herramienta clave para garantizar la seguridad colectiva y proteger a la sociedad española de los peligros y riesgos que pueden derivar de los incendios.

Deja un comentario

Contacta con nosotros

Asesores y consultores asociados 2014 SL
Cardenal Albornoz 2-3I
Huelva

Av. Juan Gómez Juanito, 6, 3º Izda 29640, Fuengirola, Málaga
lunes, martes, miércoles, jueves, viernes, sábado, domingo09:00 – 17:00